*

Telefem

Portada  |  21 diciembre 2019

Cómo sobrevivir al machismo de las fiestas y no morir en el intento

Navidad y año nuevo si bien en la superficie parecen maravillosos, a medida que uno se adentra en las profundidades de la organización, la magia de la víspera se convierte en un cúmulo de tareas muy lejos del color de rosa típico de la bombacha cabulera.

Quizás no conste en ninguna estadística oficial pero las fiestas de fin de año, en la mayoría de los casos, constituyen trabajo (no remunerado, claro)  para la mujer. Desde el comienzo hasta el final de cada reunión, siempre habrá una mujer detrás del vitel toné, el envoltorio de los regalos, las guirnaldas que adornan el arbolito, la moderación de temas a conversar, el menú aparte para los invitados vegetarianos y el velamiento de la paz y armonía en general.  

Forma parte de la idiosincrasia de cada familia. Históricamente las mujeres se ocuparon de todo y asuntos vitales como: las recetas,  la preparación de los platos y la mesa, la compra de los regalos, levantar los platos, la limpieza, el postre, la distribución de los lugares en la mesa y los autos para buscar a todos los invitados, entre otras miles de tareas, quedaron invisibilizadas en lo automático de la tradiciones. 

Por supuesto que esto no aplica a todos los varones que, desde luego, en gran número participan activamente o ayudan. Pero también vale decir, que los que participan activamente es porque disfrutan de eso que proponen hacer y en el segundo caso, ayudan porque hay una mujer que así lo solicita (o exige). 

Los tiempos que corren obligan a repensar los roles y las tareas y es por eso que #Telefem lanza una guía para poder deconstruir familias, desactivar machismos o simplemente igualar para que todos puedan disfrutar sin pasársela en la cocina. 



PLANIFICACIÓN 

Estas fiestas: 

  • hagan una reunión entre las mujeres de la familia, las que se ocuparon siempre y dividan por paridad de género:  mujer- tarea, varón- tarea, mujer- tarea, varón- tarea. 
  • Pero antes de dividir  hagan visible lo invisible: compartan todo lo que hay que hacer para que los demás puedan dimensionar. 
  • Al final de la fiestas, reúnanse las mujeres de la familia para evaluar los resultados y pensar nuevas medidas para el próximo año. 

CENA Y LIMPIEZA 

Estas fiestas: 

  • Proponé un cambio de roles. Hombres cocinan y lavan, mujeres, hacen la sobremesa. 
  • Y si alguna de las mujeres no quiere quedarse quieta podés contarle que en España inventaron un “sentador de madres”, que no vas a dudar en comprar para el próximo año. 

FAMILIARES 

Estas fiestas: 

  • Si tu viejo hace el famoso chiste machista, mandalo a lavar los platos. Porque en estas fiestas, le toca a ellos!!!!!
  • Bienvenida la discusión política. Hablá de todo lo que NO se puede habalr en la mesa: aborto, femicidios, violencia de genéro, brecha salarial, tareas domésticas gratuitas y todas las desigualdades entre hombres y mujeres que se te ocurran . 
  • Identificate como feminista, explicá lo que es, responde a las preguntas.
  • No te rías de esos chistes verdes, discriminatorios. Plantate. 
  • Y si el amigo de tu viejo  se pone toquetón, escrachalo!!!! Basta! No es gracioso. 

REGALOS 

Estas fiestas: 

  • Para hacer la cosa más pareja, desde Telefem proponemos organizar un amigo invisible. Todos tienen la misma responsabilidad y el que se cuelga, queda como el orto. 
  • Para los más chiquitos, basta de autos y espadas para nenes  y cocinas y muñecas para nenas.  Apuntemos a los regalos unisex que nunca fallan. Obviamente prohibido el rosa y el azul 

COSTUMBRES

Estas fiestas: 

  • Las mujeres se disfrazan de duendas, renas y Papá Noelas o Mamá Noela
  • Siempre hay manera de arruinar los fuegos artificiales que hayan traidos. Tirales agua. No a la pirotecnia  

Dejamos la guía en sus manos y recuerden, como dijo una frase que circuló mucho en redes: 

amigas y hermanas, es nuestro deber arruinar las cenas familiares con nuestras opiniones. Buena suerte"

Comentarios