*

Política

Portada  |  23 mayo 2020

Alberto Fernández: "La cuarentena va a durar lo que tenga que durar"

El presidente anunció la extensión del aislamiento social, preventivo y obligatorio hasta el próximo 7 de junio. Se flexibilizará en el interior y se endurecerá en el AMBA.

El presidente Alberto Fernández anunció este sábado una nueva prórroga hasta el 7 de junio del aislamiento social, preventivo y obligatorio dispuesto desde el 20 de marzo para contener el avance del coronavirus. Ante la consulta de una periodista, el mandatario aseguró que "la cuarentena va a durar lo que tenga que durar para que los argentinos estén sanos y no se mueran".

"Seguimos estando en una situación muy controlada todavía", dijo al mostrar las cifras de casos y fallecidos en Argentina respecto de las de otros países.

"Lo que hemos hecho ha servido de mucho", dijo el mandatario en referencia a que no hayan habido casos en muchas provincias en los últimos días. Pero reconoció que "el virus entró en los barrios populares" en la Ciudad de Buenos Aires, Chaco, Córdoba y también en el Gran Buenos Aires "pero de un modo más distribuido".

"Ahora queremos abordar el problema allí donde esta", dijo al presentar medidas focalizadas. 

"Vamos a aumentar la cantidad de tests", dijo, y señaló que "los casos van a subir porque tenemos claro dónde está el virus".

Y anunció: "Vamos a prorrogar hasta el 7 de junio el ASPO" (aislamiento social preventivo y obligatorio).

También subrayó que continuarán las medidas de ayuda económica de emergencia y asistencia social. 

Fernández resaltó que el grado de concentración de los casos de contagio en el área metropolitana de Buenos Aires (AMBA) en los últimos 14 días "es mérito de la cuarentena".

Alberto Fernández hizo los anuncios junto al gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof; y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, quienes detallaron las medidas y restricciones.

Rodríguez Larreta remarcó que "desde el último anuncio se quintuplicaron los casos en la Ciudad de Buenos Aires", pero celebró el acatamiento de los porteños a las medidas de cuarentena. 

El jefe de gobierno de la capital señaló los siguientes algunos ejes de las medidas locales:

- "Fortalecer los controles en el transporte público", que será sólo para trabajadores de las actividades esenciales. Controles en la Ciudad y en los accesos. "Hay que reempadronar a todos los que tienen permiso para circular", destacó.

- "Foco en los barrios vulnerables", como Barrio 31 y Ciudad Oculta. Creación y acondicionamiento centros de aislamiento y de testeo.

- "Restringir la actividad en los grandes centros comerciales con mucha aglomeración de gente", indicó, aunque continuará habilitado el comercio barrial.

Por su parte, el gobernador Kicillof coincidió: "La curva de contagios se está acelerando. Y mucho".

"Esta es una nueva etapa, que es cuando inicia la curva su proceso ascendente", añadió.

En el Gran Buenos Aires se seguirá en la misma fase de cuarentena. Las industrias podrán abrir cumpliendo con los protocolos, sólo habrá comercio barrial, y el transporte interjurisdiccional sólo será para trabajadores de actividades esenciales.

Indicó que se implementará la obligatoriedad del uso de la aplicación CuidAR (de código QR) del Gobierno nacional y el reempadronamiento de los permisos para circular.

TE PUEDE INTERESAR

Comentarios