*

Portada Política  |  08 noviembre 2018

Desmienten que haya "excedente de discapacitados"

Durante el debate del Presupuesto 2019 en Diputados, el diputado Martín Lousteau afirmó que las pensiones por discapacidad en Argentina las recibe más gente que "los muertos de Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Polonia, Grecia y Países Bajos juntos en la Segunda Guerra Mundial”. Y desató una fuerte polémica.

En el debate por el Presupuesto 2019, el diputado por Evolución, Martín Lousteau, tuvo el pasado 24 de octubre una polémica intervención sobre los subsidios por discapacidad en el país y los comparó con la cantidad de muertos de Estados Unidos, Reino Unido, Polonia, Francia, Grecia y Países Bajos durante  la Segunda Guerra Mundial.

En esa oportunidad, el diputado indicó: "No discutimos en qué gastamos y no deberíamos" y “tampoco discutimos en qué no gastamos y deberíamos”. En relación a lo primero, dijo: "Tenemos en la Argentina hasta el año 2007 180 mil pensiones por invalidez, hoy hay 1.050.000 (…) hay 800 mil de más (…) Son más que los muertos de Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Polonia, Grecia y los Países Bajos juntos en la Segunda Guerra Mundial".

Desde la Mesa de Trabajo en Discapacidades y Derechos Humanos, repudiaron sus dichos.

Por su parte, Chequeado.com dio a conocer que es falso lo expuesto por Lousteau en el Congreso.

Según Chequeado, las cifras que dio Lousteau se alejan mucho de la realidad. En un reporte difundido esta semana, aclararon que "el total de víctimas de esta guerra en los países mencionados por Lousteau fue de alrededor de 8,2 millones de personas".

De acuerdo con los datos del último Boletín Estadístico de la Seguridad Social, publicado por el ex Ministerio de Trabajo, en diciembre de 2007 se otorgaron 230.847 pensiones por invalidez, mientras que en marzo de 2018 estos beneficios llegaban a 1.064.282 personas. Este aumento de 833.435 pensiones por invalidez está en línea con lo señalado por Lousteau.

                                                                    

Un diagnóstico similar hizo el Gobierno Nacional cuando el año último canceló el otorgamiento de este beneficio para miles de personas, medida que generó rechazo en la opinión pública y se vio obligado a revertir luego de una decisión judicial.

Sin embargo, esa cifra no es más que la cantidad de "muertos de Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Polonia, Grecia y los Países Bajos juntos en la Segunda Guerra Mundial" como señaló el legislador. El total de víctimas de esta guerra en los países mencionados por Lousteau fue de alrededor de 8,2 millones de personas y “las muertes totales en todo el conflicto se calculan entre 55 y 70 millones de muertos, tanto soldados como civiles”, explicó a Chequeado Matías Grinchpun, profesor de Historia en la Universidad de Buenos Aires y becario doctoral del Conicet.

Las distintas fuentes recomendadas por académicos indican que las víctimas fatales de Estados Unidos fueron entre 414 y 420 mil, las del Reino Unido entre 451 y 496 mil, y las de Francia alrededor de 600 mil.

Por su parte, en Polonia se estima que murieron alrededor de seis millones de personas, y en los Países Bajos, entre 208 y 210 mil. En el caso de Grecia, existe una gran disparidad de las mediciones, que van desde 342 mil hasta 700 mil muertes.

En cuanto a la disparidad de las cifras, María Inés Tato, investigadora del Conicet y coordinadora del Grupo de Estudios Históricos sobre la Guerra, explicó a Chequeado que "en tiempos de guerra resulta muy difícil llevar un control de las bajas, especialmente de las civiles. En ocasiones, los cálculos no registran entre las bajas militares a los muertos producto de heridas recibidas durante batallas, puesto que son muertes no inmediatas. Por otra parte, las variaciones también pueden depender del hecho de considerar o no las muertes indirectamente provocadas por la guerra, como las víctimas de epidemias, hambrunas, entre otros factores".

Sin embargo, en ningún caso la cantidad de víctimas de la guerra en todos esos países juntos es cercana a la mencionada por Lousteau.

Chequeado se comunicó con Lousteau para preguntarle en qué fuentes se basó para hacer esa comparación. Su equipo nos refirió a un artículo de Wikipedia que citó el libro "Bilanz des Krieges" (Balance de la guerra), cuyo autor es W. Van Mourik.

Sin embargo, si bien Lousteau habló de “los muertos” en general, tomó las cifras referidas a las bajas militares y no incluyó a las civiles, que en los casos de Polonia, Grecia y los Países Bajos fueron más que las militares. De acuerdo con esta misma fuente, el total de muertes en esos países llegó a 4,6 millones, muchas más de las que indicó el legislador.

"Las cifras escalofriantes de víctimas civiles tienen que ver con el hecho de que en la Segunda Guerra Mundial la distinción entre combatiente y no combatiente se volvió indistinguible, especialmente en Europa Oriental y Asia. En esos lugares, Alemania y Japón utilizaron métodos extremadamente brutales con el objetivo de reducir a las poblaciones sometidas a la condición de esclavos o simplemente a exterminarlas. El caso de los judíos es el más claro, pero no el único", recordó Andrés Reggiani, doctor en Historia y profesor en la Universidad Torcuato Di Tella, a Chequeado.

Marita Domínguez, de la Cámara de Entidades Médico Asistenciales para la Rehabilitación Interdisciplinaria de la Discapacidad, consultada ayer en la "Marcha de las Sillas Vacías" sobre los dichos de Lousteau, señaló: "Hay que entender que aumenta la cantidad de personas con discapacidad porque la ciencia permite ahora que sobreviva gente después de accidentes o enfermedades que no hace mucho habría muerto. Por eso marchamos, por el derecho de las personas con discapacidad actuales y potenciales a vivir en sociedad”.

Por su parte, en el comunicado que publicaron desde Mesa de Trabajo en Discapacidades y Derechos Humanos, repudiaron las afirmaciones del representante del pueblo:"Lousteau dice que 'debemos revisar cómo gastamos el dinero y ser rigurosos' porque el número actual 'no es normal'. ¿Qué es lo 'normal', Lousteau? Precisamente, lo que el mercado establece como 'cuerpo normal' es la verdadera barrera que excluye a las personas con discapacidad, vistas como improductivas e incapaces, de cualquier oportunidad de desarrollar un trabajo digno".

Comentarios