*

Portada Internacionales  |  06 diciembre 2018

En Japón hay más casas que personas: regalan las viviendas abandonadas

Una casa gratis puede parecer una estafa, pero Japón se enfrenta a un problema de propiedad inusual: tiene más hogares que personas para vivir en ellos. En 2013, según el Japan Policy Forum, había 61 millones de casas y 52 millones de hogares. Y la situación está empeorando.

Hace cuatro años, Naoko y Takayuki Ida recibieron una casa. Gratis. Es una casa espaciosa de dos plantas situada entre árboles en una sinuosa carretera rural en la pequeña ciudad de Okutama, en la prefectura de Tokio.

Una casa gratis puede parecer una estafa, pero Japón se enfrenta a un problema de propiedad inusual: tiene más hogares que personas para vivir en ellos. En 2013, según el Japan Policy Forum, había 61 millones de casas y 52 millones de hogares. Y la situación está empeorando.

Se espera que la población de Japón disminuya de 127 millones a cerca de 88 millones para 2065, según el Instituto Nacional de Población y Seguridad Social, lo que significa que aún menos personas necesitarán viviendas. A medida que los jóvenes abandonan las zonas rurales en busca de trabajo en la ciudad, el campo japonés se ve acosado por casas "fantasmas" desiertas, conocidas como "akiya".

"En 2014, descubrimos que Okutama era una de las tres ciudades de Tokyo (prefectura) desaparecidas para 2040", dice Kazutaka Niijima, funcionaria del Departamento de Revitalización Juvenil de Okutama, un organismo gubernamental creado para repoblar la ciudad.

Okutama se encuentra a dos horas en tren hacia el oeste desde el centro de la prefectura de Tokio, dominado por anuncios de neón.

En 2014, se estableció un "banco akiya" -o un esquema de vivienda desocupada- que empareja a posibles compradores con propietarios que están envejeciendo y propiedades vacías.

En el siglo XX, Japón experimentó dos importantes picos de población: el primero después de la Segunda Guerra Mundial y el segundo durante la explosión económica de los años ochenta. La escasez de vivienda provocó la creación de viviendas baratas y de producción masiva que se erigieron rápidamente en pueblos y ciudades densamente poblados.

Muchas de estas propiedades eran de baja calidad, dijo Hidetaka Yoneyama, investigador principal del Instituto de Investigación de Fujitsu. Como resultado, alrededor del 85% de las personas optan por comprar casas nuevas.

Fuente: CNN

Comentarios