*

Espectáculos

Portada  |  04 febrero 2016

Intimidad Stones: de una "running area" para Jagger a un pastel del papas para Keith Richards

El frontman de los Rolling Stones pidió vinos blancos italianos y franceses y un “running area” –que se hará donde precalientan los jugadores– que suponen, usará para hacer ejercicios antes de salir a escena.

Los vestuarios del Estadio único de La Plata ya se convirtieron en los camarines de sus Majestades Satánicas. Uno de ellos estará alfombrado y amueblado en la gama de los colores crema, tendrá sillones tapizados con lino de la India y estará decorado con rosas, cientos de rosas, blancas y amarillas. Este será el espacio en el que descansará Mick Jagger, antes del primero de los tres shows que los Rolling Stones darán en Argentina.

El frontman de los Rolling Stones pidió vinos blancos italianos y franceses y un “running area” –que se hará donde precalientan los jugadores– que suponen, usará para hacer ejercicios antes de salir a escena.

Los muebles clásicos que pidió Jagger, incluida una mesa de hierro gastado, se consiguieron en mercados de lujo, pero el pedido de Keith Richards se consiguió hurgando en mercados de pulgas: sillones chester de cuero, una mesa de mármol blanco, lámparas a tono. “Lo más raro para mí fue el pedido de comida. Richards pidió un Shepherds pie, que es parecido a un pastel de papas nuestro. Es muy importante hacerlo bien porque es una cábala, lo come antes de cada show. La mayoría de las bandas, como Pearl Jam, U2 o Muse vinieron con sus propios chefs. Ellos no, nos mandaron la receta. Así que la empresa de catering lo está ensayando y el viernes sus asistentes van a hacer una degustación a ver si se logró”, dicen desde la organización de los shows.

En el camarín de Richards habrá un espejo de 1,8 metro de alto. También habrá cervezas, para él y para los suyos. “Todos tienen a sus ex mujeres en las listas. Viajan unas 50 personas en el charter, eso incluye también a amigos, hijos y nietos”. Cada Stone tendrá a dos personas fijas para su seguridad.

No serán porrones de Heineken como pidieron, porque parece que no hay en los supermercados. Tampoco hay Red Bull sin azúcar, como en Londres, y hubo que notificarles ese detalle para que se trajeran las latas de energizante light de casa. Además, hubo que reemplazar algunos pedidos: pidieron agua Fiji, que viene de las islas del mismo nombre. Les consiguieron agua de manantial local, marca Palau. También pidieron frutas orgánicas, arándanos y frambuesas.

Así como Jagger pidió rosas, Richards encargó flores silvestres. El camarín de Ron Wood será muy parecido al de Richards pero el cuero no será en la gama del negro sino de los marrones. Todos estarán en hoteles distintos: Ron Wood se alojará en el Faena, habrá otro Stone en el Park Hyatt, y el resto es top secret. No quieren que se sepa porque parece que durante los 10 días que estén en Buenos Aires andarán bastante sueltos, visitando a sus amigos argentinos. Jagger es amigo del Corcho Rodríguez, por ejemplo, y la casa del ex de “Su” sería una de las visitas obligadas.

Comentarios