*

Economía

Portada  |  20 mayo 2020

Un trabajador estatal debe percibir de bolsillo casi 67.500 pesos a abril último, informó el gremio

La Junta Interna de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE) en el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) estimó el martes, en un nuevo informe mensual, que como mínimo el salario de un empleado de la actividad al 30 de abril último debería ascender a 67.371,60 pesos para un matrimonio con dos hijos.

Los estatales del organismo público de medición aclararon que el propósito del ejercicio analítico -como todos los meses- es determinar "una referencia para las discusiones paritarias de la pauta salarial del año", y destacaron que el informe fue difundido a escasos días de que el sindicato que conduce Hugo Godoy a nivel nacional reclamase "la urgente apertura de las negociaciones convencionales".

"El Estado empleador debe reconocer la pérdida salarial que sufre el personal de la actividad y determinar una pauta salarial acorde con la estimación de la inflación planteada por los especialistas, coincidente con la del Banco Central (BCRA), que la proyectó entre un 42 y 45 por ciento", sostuvo el informe de la Junta Interna de la ATE, que exigió la obligatoriedad de la cláusula de revisión.

Según el estudio mensual de los delegados, un hogar constituido por una pareja de 35 años con dos hijos de 6 y 9 años necesitó en abril último 67.371,60 pesos para satisfacer sus necesidades y, ese valor, se integró con 22.352,40 pesos para adquirir la canasta alimentaria mínima y otros 45.019,20 pesos para acceder a otros bienes y servicios básicos, puntualizó un comunicado del sindicato.

La Junta Interna de la ATE Indec informó a través de su delegado general adjunto, Raúl Llaneza, que el informe es "un ejercicio de estimación, para el que se recurrió a información pública y se emplearon metodologías útiles para proveer las mejores aproximaciones posibles como referencia para la paritaria" futura.

Las canastas utilizadas para el ejercicio son las llamadas de "Consumos Mínimos", y surgieron como propuesta metodológica innovadora en el Indec, aunque aún no se aplicaron en las mediciones oficiales y no son habitualmente utilizadas para la medición de la pobreza, sino que miden un piso para que cada trabajador esté en condiciones de cubrir las necesidades básicas de su núcleo familiar, explicó. (Télam)

Comentarios