*

Próximo vivo 20:00 hs.

Portada Redes  |  12 octubre 2017

Buscó un acompañante para una boda en Twitter y terminó comprometiéndose con él

Madison O'Neill tenía 20 años en 2015. Se negaba a ir a la boda de su amiga sin un hombre entonces pensó que podía recurrir a Twitter para conseguir acompañante. La historia que sigue se hizo viral y podríamos pensar en un verdadero amor "de redes".

En estos tiempos de cambio y de nuevas formas que se generan en las redes sociales, esta historia es una de esas situaciones que bien podrían ser parte del guión de una película. 

Todo comenzó cuando Madison publicó un tuit para encontrar a alguien que estuviese interesado en acompañarla a una boda. Para su sorpresa, un joven que conocía del colegio pero del que no era íntima, Charlie Dohrmann, le contestó para decirle que él podría asistir al festejo como su "más uno".

Dos años después, la pareja se encuentra celebrando su propio compromiso. 

En 2015 el tuit de Madison decía: "Así que hmu [llámame] si quieres ser mi acompañante para la boda de mañana". Charlie le contestó: "Seré tu cita en la boda".

Madison no estaba muy segura de la idea, pero dejó los temores a un lado y aceptó la oferta de Charlie. El chico dijo en el trabajo que estaba enfermo para ppoder ir a la boda.

"La recordaba del instituto y sabía que era muy dulce", dijo Dohrmann en Mashable."Llamé al trabajo porque ya me había contado toda la información de cuándo sería la boda y no quería perdérmela".

La pareja empezó a salir una semana después de la boda y la semana pasada Charlie le propuso matrimonio.

Madison compartió su historia en Twitter, donde publicó cuatro fotos y este texto: "Es una locura cómo terminan las cosas".

Su tuit ha conseguido cerca de 100.000 retuits y casi 500.000 Me gusta, pero esta historia de amor de O'Neill y Dohrmann no es tan extraordinaria como puede parecer.